Cada vez que aparece esta carta nos indica final de un ciclo y comienzo de algo nuevo .Nos indica las transformaciones que la naturaleza humana va sufriendo a medida que el tiempo pasa. Dios maneja nuestro destino y esta carta nos lo recuerda, ya que por mas poder que acumulemos El decide que va a pasar con nosotros y con nuestra vida.

Posición derecha: Fortuna, iniciativa feliz, no dejar pasar las oportunidades, ganancia en el juego, trabajo bien pagado, progreso, empresas en buena marcha, avance, buena salud, evolución, cambios favorables, expansión, cambios inesperados positivos, matrimonio favorable, éxito, viajes que resultan gratos y positivos, cambio de destino

 

Invertida: Se acercan acontecimientos imprevistos poco deseables, fin de periodo de buena suerte, la persona esta estancada como resultado de esta situación, es imprescindible que no se frustre y vea lo positivo del cambio y aprenda a mirar positivamente hacia el futuro.

Situación inestable, descuido, fracaso y pérdidas en el juego, estudios interrumpidos, influencias externas que afectan al comportamiento, riesgo, aventura racha de mala suerte, miedo al futuro, ruina y banca-rota, riesgo de accidente en los viajes, cambios negativos, pereza, derroche, dificultades económicas, dificultades para el éxito y la prosperidad.

 

 

 

10

 

 

Nuestras Tarotistas